Miguel Ángel Graffigna abandona Coalición Canaria después de 44 años

El Ex-Alcalde y ex-concejal del grupo de gobierno de Pájara, Miguel Ángel Graffigna, quiso dar a conocer en el pleno su deseo de pasar al grupo de los no adscritos ya que deja de pertenecer al grupo de CC-PNC, después de 44 años de militancia y siendo uno de sus fundadores. Aquí les adjuntamos el escrito que el mismo leyó en el salón de plenos, al igual que adjuntamos la solicitud.

En la penúltima sesión plenaria el grupo de Coalición Canaria, el cual tuve el honor de encabezar en su día, apoyó con su voto la propuesta del Alcalde – Presidente, D. Pedro Armas, y del Concejal, D. Rodrigo Berdullas, de dejar sobre la mesa la toma en consideración de éste último como Concejal no adscrito. Esa decisión mayoritaria del Pleno fue precedida del bochornoso espectáculo institucional protagonizado por los dos referidos miembros de la Corporación , puesto que D. Pedro Armas , en un ejercicio de soberbia sin precedentes. se atribuyó a sí mismo el carácter de jurista de reconocido prestigio al imponer su criterio pretendidamente jurídico sobre el del Sr. Secretario General de la Corporación, funcionario de Administración Local con habilitación de carácter nacional, categoría superior, faltando incluso a la verdad con tal de despreciar el informe emitido por este último, puesto que le atribuyó la autoría intelectual del acuerdo plenario que estableció que las Comisiones informativas del Pleno estarían compuestas por nueve miembros , ocho Concejales y el Alcalde-Presidente, cuando el Sr. Armas conocía perfectamente que el actual Secretario General no prestaba servicios en el Ayuntamiento de Pájara y aquel acuerdo había sido avalado por su predecesor en el cargo, pero es evidente que para el Sr. Armas todo vale con tal de mantener de manera irregular y en claro fraude de Ley al Sr. Berdullas en el ejercicio del cargo con dedicación exclusiva, es decir cobrando un salario que no debería percibir por la prohibición legal establecida en Canarias para los no adscritos, que es la condición del Sr. Berdullas por mucho que se empeñen, tanto él como el Sr. Armas.

Mis compañeros de grupo, que lo han sido, eran también conocedores de la falsedad de las afirmaciones del Sr. Armas y del clarísimo tenor literal del informe del Sr. Secretario General, y a pesar de eso apoyaron con su voto la conducta de aquellos dos miembros de la Corporación.

– A lo anterior, que sin duda alguna ya de por sí es grave, se une el hecho de un comportamiento despótico y tiránico por parte del Sr. Pedro Armas , quien con tal comportamiento se ha hecho indigno de seguir ostentando tal cargo, a pesar de lo cual el resto de miembros de mi grupo le han apoyado y le apoyan. Su comportamiento merece tales calificativos porque de manera reiterada negó la posibilidad de intervenir a los miembros de la Corporación que como yo pretendíamos restaurar la dignidad del Pleno del Ayuntamiento de Pájara y hacer valer la legalidad, en una clara manifestación de un comportamiento anti democrático al que ya muchos se han habituado. Eso sí, a su compañero de escena, el Sr. Berdullas, el Sr. Alcalde-Presidente le permitió intervenir sin límite e incluso sin que nada tuviera que ver con el asunto en discusión, llegando al extremo no sólo de permitirle un absurdo intento de intimidación del Sr. Secretario General al solicitar la incoación de un expediente disciplinario sino incluso de afirmar el propio Alcalde, en un ejercicio de absoluta ignorancia y prepotencia , que se estudiaría esa cuestión, y todo ello insisto, sabiendo que el actual Secretario General no ostenta ni la más mínima responsabilidad en el acuerdo, por otra parte totalmente legal, que determinó la composición de las Comisiones Informativas , cuya autoría corresponde , como se ha dicho, al predecesor de aquél en el cargo. A pesar de haber solicitado quien suscribe la palabra y habérsele denegado sin argumentación válida alguna, mis compañeros de grupo guardaron absoluto silencio y secundaron con su voto la conducta de aquéllos.

– Abundando en el drama institucional que sufre el Ayuntamiento de Pájara, en virtud del comportamiento de su Alcalde-Presidente y los Concejales y Concejalas que lo apoyan, el Sr. Armas se permite suscribir una propuesta de modificación de las Comisiones Informativas para fijar su número en siete, lo cual hace, al margen de que no vulnere la legalidad vigente, atribuyéndose conocimientos jurídicos de los que carece y despreciando tanto el informe del actual Secretario General como el del anterior Secretario General Sr. Antonio Muñecas, bajo cuyo ejercicio profesional se adoptó el acuerdo por él mismo redactado, y retorciendo hasta el bochorno su argumentación para eludir ahora la supuesta nulidad de pleno derecho y una revisión de oficio anunciada que terminaría en un rotundo fracaso , y todo ello se hace para encubrir la situación irregular e ilegal del Sr. Berdullas, quien es un concejal no adscrito de manual y no puede seguir percibiendo un sueldo con cargo a fondos públicos. Es decir, ya no recurren al vergonzoso argumento de la nulidad de pleno derecho del anterior acuerdo sino a excusas vanas y absurdas, demostrando así la falsedad de su anterior conducta y su cobardía, puesto que lo que debería n hacer era pedir públicamente excusas y abandonar su cargo.
Pero además reduce el número de miembros de la Comisión, lo que por supuesto afecta al grupo de Coalición Canaria al que hasta ahora he pertenecido, y si mis compañeros de grupo lo han aceptado eso supone cruzar definitivamente los límites de lo admisible, puesto que apoyan una propuesta manifiestamente absurda y que además humilla a nuestro grupo y no tiene justificación alguna tal y como personal y directamente he tenido ocasión de manifestarles.

– Tal propuesta fue apoyada por mis compañeros de grupo en un pleno extraordinario y urgente, cuya urgencia no existía ni se justificó , y en cuya sesión nuevamente el Sr. Armas ejerció el cargo de forma despótica restringiendo el uso de la palabra por la oposición, no obstante lo cual el resto de mi grupo lo apoyó con su voto.

– Todo lo expuesto exige la toma de decisiones por mi parte, desagradables y no deseadas pero, como digo, necesarias e imprescindibles. La primera es abandonar mi grupo de procedencia puesto que no puedo ni secundar las decisiones que mayoritariamente toma dicho grupo ni que mi persona se vincule con tales comportamientos corporativos e institucional les claramente contrarios a los intereses de la ciudadanía de Pájara y del interés general. La segunda es permanecer en mi condición de Concejal y miembro de la Corporación puesto que mi responsabilidad política y personal frente a mis vecinos y toda la ciudadanía en general, exige que me mantenga en mi puesto para intentar dignificar el ejercicio político en los plenos de la Corporación y demás órganos colegiados en los que participe. Además de verme obligado a un esfuerzo adicional en defensa de la legalidad expresando claramente mi respeto y solidaridad con la figura del Secretario General de la Corporación , que tanto en este Ayuntamiento como en otros constituye uno de los pilares fundamentales del adecuado funcionamiento de la Institución, y que en el Ayuntamiento de Pájara sufre el hostigamiento del Sr. Alcalde-Presidente, D. Pedro Armas, secundado en dicha conducta por el Concejal, Sr. Berdullas, y con el silencio cómplice de los grupos del Partido Popular y de Coalición Canaria.

– No puedo dejar de poner de manifiesto que, al menos en el presente caso, y según informaciones no contrastadas aun en otros supuestos, el Sr. Pedro Armas recurre a la solicitud de informes jurídicos externos para poder oponerse a los preceptivos informes del Sr. Secretario General, lo cual resulta absolutamente inaceptable. Dicha conducta es al parecer secundada por mis compañeros de grupo y por supuesto repudiada por quien suscribe, quien desarrollará las actuaciones necesarias para garantizar que tales informes a la carta no sean retribuidos con fondos públicos del Ayuntamiento de Pájara, pues entiendo que ello no estaría amparado por la legislación vigente ya que el Sr. Alcalde y sus Concejales deben saber , al igual que lo sé yo por haber ejercido de Alcalde y de Concejal, que el Ayuntamiento sólo puede celebrar aquellos contratos que sean necesarios para el cumplimiento y realización de sus fines institucionales, y en este caso la petición de esos informes obedece a intereses partidistas y personales por lo que su retribución tendrá que ser asumida con los fondos personales bien del Alcalde o bien de los Concejales que los hayan encargado, o en su caso, si ello fuese posible, con los fondos que reciben los grupos municipales para el ejercicio de su función, pero siempre para sostener posturas partidistas o de grupo y nunca para integrarse en el procedimiento administrativo propiamente dicho. Esa conducta , que al parecer está siendo impulsada por el Sr. Armas, debe ser radicalmente combatida y repudiada y en esa línea no puedo compartir la inactividad, pasividad o complicidad de mi grupo.

Por todo lo expuesto ,

S O L I C I T O

Primero.- se tome conocimiento por el Pleno de la Corporación de mi decisión firme de abandonar el grupo de Coalición Canaria en el Ayuntamiento de Pájara, pasando a ostentar la condición de miembro no adscrito con todos los derechos inherentes a tal condición , dejando constancia literal del presente documento en el Acta del Pleno en la que se lleve a cabo tal toma de conocimiento, como condición imprescindible para que tanto las generaciones presentes como las futuras conozcan las auténticas razones de mi decisión y de este modo evitar cualquier manifestación o tergiversación al respecto por parte de terceras personas.

Segundo .- Que conste en Acta mi más enérgica repulsa por la conducta mantenida en los últimos Plenos de la Corporación por los Sres. Pedro Armas , Rodrigo Berdullas y Dunia Álvaro, en el sentido de que su escenificación de una pretendida defensa de la ilegalidad solo constituye una burda pantomima para intentar eludir la aplicación efectiva de la Ley y que el Sr. Berdullas sea efectivamente considerado como no adscrito, deje de percibir cualquier tipo de retribución con cargo a la Corporación al no poder ostentar dedicación exclusiva ni parcial, sin perjuicio de ejercitar las acciones d todo orden que considere pertinente llevar a efecto en caso de persistir ellos en el mencionado comportamiento.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: