La patronal turística de Fuerteventura respalda la demanda de los trabajadores del Hotel Ríu Oliva Beach Resort y se suma a las más de 3.000 firmas entregadas el viernes al director insular de la Administración General del Estado, Domingo Fuentes, para denunciar el bloqueo que la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar, perteneciente al Ministerio para la Transición Ecológica, viene realizando “al no dar el visto bueno al proyecto de remodelación presentado por Riu hace más de un año”, destaca el presidente de Asofuer, Antonio Hormiga.

Las instalaciones del establecimiento precisan “de una actuación urgente de cara a ganar en calidad y también en competitividad”. Es la base del proyecto cuya ejecución supondría la contratación de, al menos, medio centenar de trabajadores. El presidente de la patronal turística comparte el malestar de los más de 400 empleados que trabajan en el hotel y que ven que "sin proyecto no tienen futuro".

Las cifras de llegada de visitantes ya se están empezando a sentir en los hoteles majoreros, destaca Hormiga, "y no podemos estar dependiendo de cambios de gobierno en las instituciones y procesos dilatados en el tiempo para tomar medidas encaminadas a mejorar la oferta alojativa y la calidad del destino".

Los turistas ya han comenzado a preferir Turquía, Túnez o Egipto, insiste el presidente de la patronal, “donde los hoteles tienen gran calidad a precios mucho más competitivos debido, principalmente, a que sus costes salariales son muy inferiores”. El contexto turístico ya está cambiando, advierte, “no hay más que recordar las 19 frecuencias aéreas que Fuerteventura ha perdido solo con la caída de Germania a principios de año”. Por ello, reitera, no podemos arriesgarnos a perder más turistas por cuestiones como “una excesiva burocracia o falta de interés por parte de las instituciones”. En esta línea recordó que “si no se apuesta por la renovación del Riu Oliva Beach Resort se van a perder los 1,5 aviones diarios que Tui destina al traslado de los pasajeros que llegan al hotel”.

Hormiga quiere, además, transmitir su profundo malestar por la “desidia” con la que desde esta Dirección se atienden los asuntos relacionados con el litoral majorero “haciendo caso omiso a cuestiones prioritarias como la Playa del Castillo, los permisos necesarios para la remodelación de infraestructuras hoteleras privadas o los relativos a paseos por el litoral para poner en valor nuestras costas incrementando no solo la calidad del destino de cara a nuestros visitantes sino también contribuyendo a mejorar la calidad de vida de quienes residimos aquí”.

En esta línea, desde esta patronal turística pedimos “soluciones urgentes y definitivas en estos asuntos en los que Fuerteventura se juega no solo su futuro sino su presente”, concluyó Hormiga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *